Netflix quiere dejar de compartir cuentas, Adobe ha encontrado la solución

Adobe lanza un sistema de detección de uso compartido de ID para servicios de transmisión. Esta es una noticia que no debería complacer a todos los clientes de Netflix que comparten su suscripción con sus seres queridos.

Ya sea Netflix, Amazon Prime o Spotify, todas las compañías que ofrecen servicios de transmisión han considerado tomar medidas enérgicas contra esta práctica considerada dañina… para sus billeteras. Según los analistas, El 40% de los estadounidenses usaría la cuenta de Netflix de alguien cercano a ellos. Una práctica que obviamente Netflix autoriza, pero ¿cuántos de estos familiares son en realidad extraños que “subalquilan” la cuenta de Netflix del dueño? ¿Cómo hacer que esta gente pague sin entrar en la represión de los clientes? Esta es una pregunta difícil para la que las plataformas de transmisión aún no han encontrado una solución satisfactoria.

Para ayudar a otros gigantes digitales, Adobe no hace nada menos que monitorear el comportamiento del usuario. La empresa americana, creadora, entre otros software, de Photoshop, sabe cómo hacerlo a la hora de cobrar a los clientes ad vitam aeternam por un servicio. Los diseñadores gráficos profesionales recuerdan que ya en 2013, el famoso software de edición de gráficos solo estaba disponible mediante suscripción.

Adobe propone usar IA para ‘monitorear’ a usuarios de Netflix

Adobe anuncia así el lanzamiento de Primetime Account IQ, un servicio que, en sus propios términos, permite a las plataformas de transmisión detectar y comprender la actividad de compartir cuentas, medir las consecuencias de aplicar una acción (en otras palabras, ¿zanahoria o palo?), y para monetizar efectivamente el comportamiento del usuario.

Para lograr sus objetivos, la empresa utiliza la‘Inteligencia artificial y aprendizaje automático para comprender los patrones de uso e inferir con suficiente certeza cuándo se está compartiendo la cuenta. La detección es sólo la primera fase del programa. Luego, debe intentar repetidamente convencer a los “especuladores” para que se suscriban y “pagar”, o tomar medidas enérgicas y negarles el acceso (obviamente, esta es la última opción). No cabe duda de que esta tecnología podría ser de gran interés para Netflix. De hecho, se dice que compartir cuentas representa una déficit de 9.000 millones de euros por año para el gigante del streaming.

Fuente: Adobe

Leave a Reply

Your email address will not be published.